Estás en > Chistes sobre dinero

 

El placer de las mujeres
¿Que cosa mide 18 centímetros y puede hacer que una mujer grite de placer?

Un billete de 500 euros.

---

El desesperado
Un hombre se dirige a cobrar al banco y la cajera que lo atiende:
-Muy bien.......¿Como quiere el dinero ?

El hombre responde
-¡Con desesperación!

---

¿Tiene dinero?
Una pareja se va a casar, entonces el padre del novio le dice: -Oye Martín, y dime ¿tu novia tiene dinero?
-Ah! papá! Es lo mismo que me ella me pregunta de ti.

---

La crisis
Dos amigos se encuentran:
- ¿Y a ti como te va con todo esto de la crisis?
- La verdad es que ahora más que nunca duermo como un bebé.

- ¿En serio?
- Si... me despierto cada 3 horas llorando.

---

Para firmar un cheque...
Una señora va al banco a cobrar un cheque.
- Tendrá que firmar el cheque por detrás.

La señora toma el boligrafo, el cheque y se pone muy dificilmente por la espalda diciendo:
- Hay que ver lo dificil que se lo ponen a una para cobrar un bendito cheque!!


---

La tajeta de crédito
- Papá ¿y tu tarjeta de crédito?
- Me la robaron hace un par de meses hijito.

- ¿Y no lo denunciaste a la policía?
- No, porque me sale más a cuenta que la tenga el ladrón que tu madre.

---

Menstruación
Hay un salario tipo menstruación:

Porque llega una sola vez al mes y apenas dura 3 días.

---

Lotería
El marido le pregunta a su mujer:
- María, si te sacaras la loteria ¿me dejarías de querer?

- No mi amor... pero te extrañaría mucho!!



Chistes sobre dinero


En tiempos de crisis lo mejor es echarse unas risas... no te pierdas esta pequeña colección de chistes de humor.

Datos del Archivo

Valoración:  

Leido 14239 veces

Valora este chiste:

Excelente   Bueno   Regular   Malo



Para una correcta visualización:

Flash

Java

Shockwave

© 2002-2019 Todos los derechos reservados 1001risas.com

 

Ahora en 1001risas.com, podrás disfrutar de muchos mas videos, animaciones en flash, y categorias como: Diapositivas de humor, publicidades de humor, chistes y muchas más cosas.... No dejes de disfrutar de nosotros dia a dia.